« Volver al blog

La importancia de una inteligencia colectiva en democracia


Hay que abrirse a la inteligencia colectiva, y más que a los sujetos individuales, hay que prestar atención a la interconexión de los elementos que componen una red“. Con estas palabras se iniciaba el pasado 11 de octubre en el Salón de Actos de la Facultad de Relaciones Laborales y Recursos Humanos de la Universidad de Granada, la conferencia de Daniel Innerarity “La inteligencia de la democracia”. Esta y otras reflexiones han sido el eje central de un reciente artículo suyo en El País, en el que afirmaba que “En una sociedad del conocimiento los Estados ya no tienen enfrente a una masa informe de ignorantes, sino a una inteligencia distribuida, una ciudadanía más exigente y una humanidad observadora”.

Daniel Innerarity, catedrático de filosofía política y social, investigador IKERBASQUE en la Universidad del País Vasco y director del Instituto de Gobernanza Democrática, reafirmó la necesidad del pluralismo como elemento sustentador del sistema democrático y estableció un discurso necesario sobre la inteligencia de los sistemas democráticos. La necesidad de pensar en medio y largo plazo; de salir de las dinámicas competitivas propias de los momentos electorales para entrar en el tiempo de las políticas. La constatación de que lo sistémico importa mucho más que lo personal en la labor de gobierno. Hay que construir sistemas que incorporen más cantidad de información y mayor diversidad, representando las voces de los que no tienen representación: aquellos que no votan, las generaciones futuras. Una llamada a combatir en el espacio público a los negacionistas y a los radicales, desde la palabra, derrotándolos con la razón.

Aprovechando su estancia en nuestra universidad, le hemos realizado una entrevista sobre participación, democracia y su próximo libro, al que es según la revista francesa “Le Nouvel Observateur” uno de los 25 grandes pensadores del mundo. Puedes visualizarla en nuestro canal de Youtube.

Haz un Comentario